martes, agosto 30, 2011

Con el compromiso de erradicar la desaparición forzada

Al conmemorar la fecha que desde hace 30 años recuerda a los "crímenes que ofenden" a los derechos humanos, la Federación Latinoamericana de Asociaciones de Familiares de Detenidos Desaparecidos (Fedefam) destacó a Argentina como "el país con más juicios y condenas a los responsables de estos delitos de lesa humanidad", aunque lamentó la desaparición desde 2006 de Julio López, testigo en el juicio que condenó al represor Miguel Etchecolatz.

En su informe sobre la situación en la región, Fedefam reporta un total de 204.994 detenidos-desaparecidos "desde que nace la desaparición forzada en América latina en 1960" y advierte que lamentablemente, a pesar de los avances que hemos logrado, sigue su práctica". Además, señaló a Colombia, México y Honduras como países en donde en los últimos años se incrementaron las violaciones a los derechos humanos.

"Brasil está tímidamente comenzando a hablar sobre lo ocurrido en el período del Terrorismo de Estado, Chile está cambiando su rumbo liderado por los estudiantes y Guatemala, por fin, está conociendo la justicia con procesamientos y condenas a algunos de los principales perpetradores", continuó el informe.

En cuanto a Uruguay, subrayó que "continúa con la nefasta Ley de Caducidad vigente a pesar de la reciente condena de la Corte Interamericana de Derechos Humanos". "Esto nos hace ver que los culpables siguen aplicando sus conocimientos, que a pesar de que ya no están en el poder, tiene poder para mandar desaparecer a quienes pretenden enjuiciarlos", precisó el texto.

Por otra parte, al recordar su creación en 1981, la entidad explicó que "surgimos como una necesidad ante el flagelo de las desapariciones forzadas que se cometían selectiva y masivamente en varios países de nuestro continente, en el marco de la "Doctrina de la Seguridad Nacional".

Su tarea de denunciar la desaparición forzada de personas en países donde se instalaron las dictaduras abarcó la Argentina, Bolivia, Paraguay, Uruguay, Chile, Haití, Nicaragua y también países en virtual democracia, como Colombia, México, Venezuela y Perú; y en El Salvador Guatemala y Honduras, donde existían conflictos internos.

"En todos se aplicó la desaparición forzada y otros graves delitos como el genocidio, masacres, torturas, exilios forzados, persecución y encarcelamiento", señalaron y mencionaron cómo en países como la Argentina, las fundadoras de los movimientos de derechos humanos fueron secuestradas y desaparecidas.

La Fedefam está integrada en la Argentina por Abuelas de Plaza de Mayo, Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, H.I.J.O.S. por la Identidad y la Justicia, contra el Olvido y el Silencio.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal